Cartas de motivación: el secreto del éxito

A la hora de buscar trabajo por internet, a menudo nuestra suerte se ve limitada a dos factores: tener un buen currículum y que lo lean. Sin embargo, también con frecuencia y en particular cuando enviamos el currículum por internet, podemos inclinar la balanza un poco más hacia nosotros con un tercero: la carta de motivación.

Si para mucha gente la redacción y presentación del currículum es un mundo, la carta de motivación puede ser un universo. Creo que lo primero que hay que tener en cuenta es que la carta es la presentación del currículum y por lo tanto, aunque debe referirse a éste, no deben repetirse. Una presenta información y el otro detalla. Pero también funciona al revés. Pensemos que es un tejido, y la puntada que se da en un lado, se cierra en el otro y viceversa.

Muchos aconsejan que el currículum no tenga más de una página y que sea más bien escueto. De esta forma, la carta de motivación debe desarrollar algunos de los puntos que se enumeran en el currículum y, al hacerlo, cuando se abre el archivo adjunto que es el C.V. ya tenemos la información que falta. Por ejemplo, si tenemos experiencia en el mismo puesto (o parecido) en distintas empresas, se puede mencionar la más relevante con sus funciones en la carta, y así destaca lo que más importe para este puesto sobre toda la demás, puesto que en el currículum solo tenemos una lista de empresas y fechas. Por ejemplo, si en el C.V. dice:

  • 2005-2007 Secretaria de Dirección en Tal Empresa S.A.
  • 2007-2010 Asistente de Dirección en Fulanito’s
  • 2012-Actualidad Secretaria en Aquí S.L.

Parece que empezamos con puestazos y luego decae la cosa. Además, hay un parón de dos años entre 2010 y 2012. Pero esto se vende perfectamente con la carta: “Tras una pausa por motivos personales (o por lo que sea, “quería recorrer el mundo y abrir horizontes”), decidí utilizar todos los conocimientos en gestión, facturación, contabilidad (lo que sea que te tocó hacer en los puestos previos) que adquirí trabajando para Tal Empresa y Fulanito’s para ponerlos al servicio de una empresa familiar con el fin de ayudarles a desarrollar todo su potencial y ver crecer un negocio desde sus orígenes.” A lo mejor lo que pasa es que no te apetece el estrés de Tal Empresa o que en Aquí tenían mejores horarios para ocuparte de tu familia, pero eso no tiene por qué saberlo nadie. Y mucho menos si ahora estás postulando otra vez para Secretaria de Dirección en una multinacional porque te aburres en tu puesto actual.

Y esto nos lleva a lo que también se dice siempre sobre las cartas de motivación: personaliza. Personaliza respecto a ti y, sobre todo, respecto a la empresa a la que escribes. ¿Por qué quieres trabajar ahí? Porque necesitas la pasta, vale, pero eso también te lo da fregar escaleras y no estás escribiendo a tu comunidad de vecinos para eso. ¿Qué tiene esa empresa que no tengan otras? ¿Qué te ofrece o qué te interesa? Dórales un poco la píldora pero sin pasarte y aprovecha para decirles lo ideal que eres para el puesto: “Por todo esto, considero que el siguiente paso es trabajar en una empresa de la importancia y proyección internacional como lo es Multinacional Guay, en la que pueda poner mis conocimientos al servicio de sus proyectos de innovación y mi don de gentes al servicio de sus clientes.” Fíjate, con la frase del párrafo anterior y esta, ¿quién no te querría? Sabes de administración, de darlo todo en el curro, tienes buen carácter y aprecias esa compañía por encima de todo.

Tampoco hace falta que sea una carta ganadora del premio Pulitzer. Un párrafo breve para presentarte y explicar quién eres y qué has hecho con tu vida, otro para decir qué tiene la empresa y qué aportarás tú en tu puesto de trabajo y el de cierre en el que demuestras interés casual con un “Quedo a la espera de su respuesta para una posible entrevista” (por ejemplo). Y la despedida, claro. Tres parrafitos breves que se lean casi sin querer y de repente tienes más interés que la mitad de los candidatos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *